Aceptarse y perdonarse

Perdonarse y aceptarse es una de las cosas más difíciles para nosotros.

Somos demasiado críticos con nosotros mismos y por ello el simple hecho de aceptarnos tal y como somos o perdonarnos por cometer un error nos cuesta muchísimo.

Un gran paso para mejorar tu autoestima es aceptarte tal y como eres y perdonarte por los errores que hayas cometido en tu pasado.

¿Cómo aceptarse?

Deja de ser crítica/o contigo misma/o.

Comienza a ver tus cosas buenas y deja de centrarse solo en las malas.

Acepta que en este mundo nada ni nadie puede ser perfecto y en parte eso es lo que hace que la vida sea tan entretenida y divertida.

Se el/la protagonista de tu propia vida, porque tú eres la persona más importante de ella y tienes que vivirla como a ti te apetezca.

Aprende a decir no  para ganar tu propia libertad. Es importante poner límites a las personas que vulneran tu espacio, siempre desde la asertividad.

Observa todos los logros que has conseguido a lo largo de los años y deja atrás los errores.

¿Cómo perdonarse?

Perdonarse a uno mismo es muy difícil, nos cuesta más que perdonar a otras personas.

Lo primero que debes hacer es centrarte en tus emociones, sobretodo en las emociones que son responsables de sentirte culpable.

El miedo, la envidia, la inseguridad, son emociones muy fuertes que pueden guiar nuestros actos.

Asumir la responsabilidad de los acciones que has llevado acabo es otro paso muy importante.

Reconocer los errores que hemos cometido sin juzgarnos, simplemente reconociendo que te cometiste un error te proporcionará un sentimiento de madurez que te ayudará a perdonarte.

Somos humanos, cometemos errores, pero no hay que castigarse por ello.

Los errores nos ayudan a aprender las lecciones más importantes de la vida, no hay que dejar de cometer errores, sino reconocer que los has cometido y no mirarlos desde la negatividad.

Ejercicio

Quiero proponerte un ejercicio que te ayudará mucho a aceptarte y perdonarte, es simple y te aseguro que cuando lo termines te sentirás mucho mejor.

Se trata de escribir una carta en la que pongas todo lo que no te gusta de ti, absolutamente todo, hasta lo más absurdo, y todo por lo que te sientas culpable.

Léela atentamente y piensa en lo que puedes hacer mejor. Cuando la hayas leído bien y valorado, rómpela en pedazos. A partir de ahora vas a empezar de cero, con todo lo que has podido aprender pero dejando a un lado la culpabilidad.

Haz borrón y cuenta nueva y comienza tu nueva vida.

Cerrar menú
Hola!!
¿En qué te puedo ayudar?
Powered by

×
×

Carrito